A Artículos

¡Podemos!, de David Peris Delcampo

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Artículo enviado por David Peris Delcampo en agosto de 2008

 

¡Podemos!

  
          La autoconfianza es la percepción que tiene una persona (individual) o un grupo de personas (colectiva) de que, haciendo lo que saben hacer, pueden conseguir los objetivos que se proponen. Esta percepción es realista, está basada en hechos ciertos, y no en una euforia desmesurada ni tampoco en un pesimismo exacerbado. Sólo se cree en sus verdaderas posibilidades.

            La cohesión de equipo, no es otra cosa que todos los miembros de un equipo van, al unísono, en busca de un objetivo común, que es el del equipo. Y cada miembro de ese equipo es capaz de renunciar a parte de sus objetivos o beneficios personales si con ello se beneficia todo el grupo, porque sabe que, si el equipo consigue éxitos, esos éxitos también le beneficiarán a él (o ella).

            Cuando alguien se divierte, cuando disfruta de su trabajo, cuando es capaz de afrontar las dificultades de forma constructiva y luchar por el éxito, por su éxito, rinde más, hace las cosas mejor.

            Y el enfoque positivo. Es decir, el ir a conseguir algo, a conseguir el éxito, a potenciar las cualidades de uno. Y no, lo que se potencia en demasiadas ocasiones, que es el evitar el fracaso y no hacer errores.

            Es decir, cuando un equipo, una persona, está convencido de sus posibilidades de éxito (de forma realista, sin euforias ni pesimismo), si un grupo de jugadores están unidos en busca de objetivos comunes, si se divierten y si tienen en mente el éxito (en lugar del posible fracaso y los errores cometidos), las opciones de conseguir esos objetivos que se plantean de forma realista son grandes, porque seguramente darán el máximo de sus posibilidades.

            ¿Qué significa ¡Podemos!? ¿Qué entiende cualquiera cuando escucha ¡Podemos!? No sé si los que se inventaron ese “grito de guerra” eran conscientes de la fuerza que esconde ese mensaje. Poco a poco, los mensajes de los medios de comunicación, de la gente, dejaron de tener ese contenido vacío, de euforia que habían acompañado a las otras grandes competiciones de la Selección Española de Fútbol. Se empezó a pensar en el “partido a partido” (de verdad), y en superar los retos uno a uno, con los pies en el suelo. Y todo el mundo (todos) estaban pensando en “vamos a conseguir pasar la primera fase (primero), cuartos (esos malditos cuartos) después, semifinales y (¡vamos a por..!) la final. Campeones de Europa después de 44 años.

            Si dicen que el de Hortaleza es un sabio, es por algo. Con sus más y sus menos, lo ha demostrado a lo largo de su carrera. Consiguió que su grupo fuera un grupo, un equipo en busca de un objetivo, se divirtiera jugando y tuviera confianza en lograr y hacer lo que sabían podían. Y nadie puede negar la calidad de esos jugadores que han dado una lección de un tipo de fútbol que muy pocas veces se ve en selecciones absolutas. Pero es que además, estaba todo un país detrás, empujando, con la idea de ¡Podemos! (¡qué “casualidades” nos manda la vida!).

            Ciertamente, ya nada será igual. Algo ha cambiado en España, en su fútbol, en el pensar de la gente. Ahora, esa ansiedad por el éxito que deberíamos lograr (España) ya no será nunca igual. Porque ahora hay una conciencia colectiva. Porque ahora, sabemos (lo “hemos” demostrado) que ¡Podemos!.

 

David Peris Delcampo

Presidente APECVA

www.orientacionpsicologica.com

davidperisdelcampo.blogspot.com

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.apecva.com

julio de 2008

 

A.P.E.C.V.A. Associació de Psicologia de l'Esport de la Comunitat Valenciana

(+34) 609 126 807

Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si continúa en esta web asumiremos que está de acuerdo.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto